Dudas frecuentes sobre el bótox

945 25 09 62
Dudas frecuentes sobre el bótox

Las clínicas de cirugía estética de Vitoria como la nuestra buscan siempre los últimos avances para ofrecer a los pacientes unos tratamientos efectivos y, sobre todo, poco invasivos. Uno de los que más fama han adquirido en los últimos años es el bótox. En esta entrada de nuestro nuevo blog queremos centrarnos precisamente en ofrecerte una explicación de los puntos más importantes que debes conocer sobre la toxina botulínica.

El bótox permite relajar los músculos. Al aplicarlo en los del rostro conseguimos que desaparezcan las arrugas dinámicas, aquellas que se producen al fruncir el entrecejo, por ejemplo. Tras su aplicación pueden tardar en desaparecer entre 4 y 10 días.

El hecho de que no sea un efecto inmediato, sino que sea progresivo, también evita unos cambios bruscos notables. Es decir, si te inyectan bótox, nadie notará rápidamente su efecto.

La duración de los efectos del tratamiento puede alcanzar los tres o cuatro meses. En algunos casos puede prolongarse incluso hasta los seis meses. Cuando desaparecen los efectos el paciente puede volver a inyectarse bótox. Es decir, el tratamiento es reversible.

La inyección de la toxina botulínica no produce ningún dolor y suele durar entre unos 20 y 30 minutos. Al finalizar, es recomendable no frotarse la cara ni acostarse, para que el medicamento no se difunda a zonas no deseadas.

Aunque su uso es posible en diferentes zonas, normalmente se aplica en las arrugas de la frente, del entrecejo y en las llamadas patas de gallo.

Si estás interesado, puedes acercarte al centro de Agustín Ballesteros para conocer más sobre los resultados que puedes conseguir en el rostro con este moderno tratamiento.

La nuestra es, probablemente, una de las clínicas de cirugía estética de Vitoria dónde encontrarás más posibilidades de tratamientos, y en este blog te iremos hablando de ellos.

haz clic para copiar mailmail copiado